miércoles, 27 de marzo de 2013

CAPRICHO #386: Espiral de pan provenzal con nueces y queso



Desde que vi esta receta en el blog de Dolores, Mi gran diversión, me enamoré de ella y no veía el momento de hacerla, ¡con lo que me gusta el pan, hasta solo! Todavía recuerdo, siendo niña, que mi madre me mandó a comprar el pan para la merienda y en el camino de vuelta a casa, me comí mi bollo sin ná de ná. Así que cuando, esta vez, terminé de hornear, no veía el momento de darle bocado, y como dice Dolores, es empezar y no parar.

Los ingredientes necesarios son:

Para la masa:

200 gr. de agua

15 gr. de levadura fresca

140 gr. de harina de maíz

280 gr. de harina de trigo

3 c/s de aceite de oliva

1 c/c de azúcar

1 c/c de sal

Para el relleno:

3 c/s de aceite de oliva

3 tomates secos italianos

2 dientes de ajo

Romero, albahaca, tomillo

25 gr. de nueces peladas

Quesos variados rallados, en mi caso, emmental.

Primero empezamos templando el agua y disolviendo en ella la levadura, dejamos reposar unos 10 minutos.

En un recipiente, tamizamos las harinas, les añadimos el azúcar y la sal, después el agua con la levadura y el aceite y amasamos (podemos hacerlo a mano, yo utilicé los ganchos de amasar). Formamos una bola de masa homogénea y elástica, la colocamos en un bol, tapada, en un lugar cálido y dejamos que doble su volumen.

Mientras vamos haciendo el relleno: en un bol ponemos el aceite, los tomates picaditos, los dientes de ajo machacados, el romero, la albahaca y el tomillo.

Cogemos la masa ya levada, la estiramos sobre la encimera enharinada y extendemos por encima la mezcla anterior, las nueces, picaditas y quesos rallados a nuestro gusto.

Vamos cortando tiras longitudinales que vamos enrollando en espiral, podemos enrollar dos o tres juntas, según el tamaño que queramos.

Colocamos las espirales sobre la bandeja del horno, forrada con papel de hornear, tapamos de nuevo y dejamos que vuelvan a levar. Antes de hornear, podemos poner por encima más queso rallado. Horneamos unos 30 minutos a 200º.

No os podéis imaginar lo bien que huelen y sobre todo, lo sabrosas que están, acompañadas de queso y de un buen vino, son un auténtico disloque.

7 comentarios:

MªJosé dijo...

y que bueno está el pan y el caserito más aún como se nota al comprado , bueno según donde lo compras jejjeejeje
cuando uno lo hace en casa que bien huele toda la casa cuando lo tenemos en el horno.
este tiene que estar de fábula con todos los saborcitos que has puesto, me encantan estas espirales.
un beso preciosa
felices fiestassss

Viví Taboada dijo...

que ricas !! estas espirales tienen que estar deliciosas! bicos

JL Gupanla (Mis Deliciosas Comiditas) dijo...

una pasadaaaa.....yo hacer la masa no se, pero tengo una de hojaldre que está pidiendo un relleno como este...mmmmmmmmmmmmm!!!!
bsssss

Dolores-MiGranDiversion dijo...

Wooow, que chulos te han quedado
y que bien que te hayan gustado!!!
Muchas gracias por el enlace.

Bss y Feliz Semana Santa

Belen dijo...

Que rica estaría una de estas espirales ahora para la merienda!!!!!!
Besinos

CUATRO ESPECIAS Por ELENA ZULUETA DE MADARIAGA dijo...

Es un capricho delicioso y con esa forma de espirales...me tientan mucho!
Besos

Liliana dijo...

¡¡Las tengo que hacer Lupe!! Tienen una pinta espectacular
besos
Liliana