lunes, 25 de febrero de 2013

CAPRICHO #379: Salsa Romescu





Calçot es una voz del idioma catalán con la que se denomina a una variedad de la cebolla . Es típico de la zona interior de Cataluña, pero especialmente de toda la zona occidental, correspondiente a las terres de l'Ebre y la comarca del Alt Camp.
Es uno de los platos típicos de la gastronomía catalana, muy consumido a finales de Invierno con salsa romesco, completando con un segundo plato compuesto por carnes y butifarras típicas.
El Calçot de Valls, protegido por una denominación de origen, se caracteriza por una longitud de 15 a 25 cm (parte blanca) y un diámetro, medido a 5 cm de la raíz, de entre 1,7 y 2,5 cm.
Origen del nombre
"Calçot" viene del hecho de que en su cultivo se amontona tierra sobre los brotes que crecen de la cebolla inicial ("calçar la terra sobre la planta"). Esto se hace para conseguir un tallo blanco de unos 20 a 25 cm.
Origen
El origen de los calçots es objeto de debate: una de las versiones más comúnmente aceptadas afirma que se debe su descubrimiento a Xat de Benaiges, un campesino de finales del siglo XIX de la zona de Valls (Provincia de Tarragona), que por descuido, preparó a la brasa unas "cebollas" que sobrecalentó. Se quemaron todos por la parte exterior y, en lugar de tirarlos, peló las capas más externas quemadas, descubriendo que su interior estaba muy tierno y sabroso.
Consumo
Una teja de calçots junto a dos platos con salsa romesco.
Se consumen los tallos jóvenes y se puede hacer entre el final del invierno y principios de la primavera europea. El calçot forma la base de las populares calçotades que se celebran en Cataluña, que se han convertido en una fiesta en la que se consumen asados preferiblemente con "redoltes de ceps" y tienen que hacerse sobre la llama viva, no hay que esperar a que se haga brasa que es como se asaría la carne. Una vez hechos cuando las capas exteriores están negras, entreabiertas y echan una especie de espumita, se envuelven en grupos de 25 aproximadamente en varias hojas de papel de periódico y se dejan como mínimo una media hora para que acaben de cocerse con su propio calor. Se comen pelando las capas exteriores y untando el calçot acompañados de una salsa denominada salvitxada o también con salsa de romesco.
Una vez consumidos los calçots y tras lavarse las manos ( quedan completamente negras), se come carne y butifarras asadas sobre las brasas que quedan después de hacer los calçots, todo ello regado con vino o con cava.
Propiedades nutritivas
Sus propiedades nutritivas son iguales a las de la cebolla, es decir, tiene un amplio contenido de vitaminas y minerales. Además, se le atribuyen propiedades diuréticas, tonificantes, digestivas y afrodisíacas. Se ha comprobado que contienen algunos agentes anticancerígenos.
Fuente: Wikipedia

Después de compartir con todos vosotros esta interesantísima información que yo misma desconocía, os quiero mostrar mi particular receta de Salsa Romescu con la que he acompañado unas cebolletas bien hermosas a la plancha, porque claro, aquí en Málaga no hay calÇots, pero no problem, Mª José, cualquier día vamos para arriba y te hacemos una visita.

Ingredientes:

·         1/2 cabeza de ajos
·         3 ñoras
·         1 tomates maduros
·         12 almendras tostadas
·         10 avellanas
·         10 grs. de piñones
·         1 rebanada de pan frita
·         1 c/c pimentón dulce
·         Sal y pimienta
·         150 grs. de aove
·         30 grs. de vinagre
·         Agua (opcional)

Elaboración:

Remojamos  las ñoras en agua caliente un ratito para que se ablande la carne, que sacamos con la puntita del cuchillo. Pelamos los ajos y los ponemos con todos los ingredientes menos el aove y el vinagre en una sartén a pochar.  Una vez listos, los pasamos al vaso de la batidora y añadimos el aceite y el vinagre y trituramos.  Añadimos el agua hasta que quede con la espesura a nuestro gusto, rectificamos de sal y pimienta y ¡a disfrutar!

Tiene un sabor realmente delicioso y no sólo sirve para acompañar a los calÇots, con carne y, especialmente, pescado tiene que estar genial.

Esta receta la vi en el blog de Dolores, Mi gran diversión, ¡fantástico! Visitadlo.

6 comentarios:

MªJosé dijo...

Que rica salsa, te ha quedado con un color estupendo, me encanta, en casa con pescaito, con carne y en ensaladas, lo malo es que está tan buena que mojas pan a mogollón jajajjajjaaaaa.
besosss guapaa
feliz semana

Belen dijo...

Tiene que estar ideal para acompañar a un pescado, aunque yo se la pondría a todo lo que pueda ir acompañado con una salsa, incluso una ensalada.
Besinos

Mi toque en la cocina dijo...

Una salsa deliciosa.
Un besito desde Las Palmas y feliz semana.

Carmen Vázquez dijo...

Qué buena salsa,seguro que va bien con todo
Un besazo y feliz semana

Aurora dijo...

Puedes comprar calçots y todo lo necesario para una buena calótada on line en cualquier productor de Valls o de a zona. La salsa la puedes usar si te sobra para hacer una ensalada llamada Xató

Juan Hernández dijo...

Hola. He entrado en tu blog gracias a Mº José y la verdad es que me ha gustado mucho todo lo que tienes, tanto que desde este momento me hago seguidor de tu blog.
Esta salsa es fabulosa. El viernes pasado nos reunimos para degustar unos calçots y con la salsa, que no era, por desgracia, la que has preparado estuvieron de vicio. si hubiéramos tenido esta salsa hubiera sido el día inolvidable.
Saludos