miércoles, 18 de abril de 2012

CAPRICHO #311: Croque Mademoiselle



Hace ya un tiempo que tenía curiosidad por probar un Croque Monsieur.  Buscando en la red descubrí que es una receta francesa que tiene su versión femenina, el Croque Madame, y que básicamente consiste en un emparedado con jamón cocido y queso (preferentemente gruyère), napado con bechamel y gratinado al horno.  La diferencia entre ambos es que el croque madame es más coqueto, lleva por encima un huevo frito o a la plancha a modo de tocado.  También he visto diferentes formas de prepararlo, con el pan tostado u horneado, rebozados en huevo y pasados por la plancha, con bacon, con emmental,…  Todos igual de ricos y sabrosos.

Dicen que la ocasión la pintan calva (vete tú a saber por qué), y como tenía en la despensa todos los ingredientes, la otra noche cayó como cena  este delicioso emparedado, versionado a mi estilo, de tal forma que ni monsier ni madame, lo que hice fue un Croque Mademoiselle.

Para empezar, preparé la bechamel: en un cazo derretí un poco de mantequilla y rehogué una cucharada y media de harina, le añadí ½ litro de leche poco a poco, removiendo con las varillas hasta conseguir el espesor deseado.  Añadí sal, pimienta y nuez moscada y reservé.

En una sartén hice cuatro tortillas francesas: batí 4 huevos, uno a uno, con su pizquilla de sal y los cuajé en la sartén, dándole forma cuadrada.

Tosté el pan de molde, 3 rebanadas por persona, por ambos lados y procedí al montaje del croque: unté con mantequilla un lado de la rebanada, coloqué la tortilla, unté una cara la segunda rebanada, la coloqué encima, le unté mantequilla por el otro lado, le coloqué encima una loncha de jamón cocido y otra de queso, unté una cara de la tercera y última rebanada y tapé todo.  Así los cuatro croques.

Los coloqué en la bandeja del horno, napé con la bechamel, que cayera por los lados y encima les puse queso emmental rallado.  Los introduje en el horno y dejé que se doraran con el grill.

Los serví acompañados de patatas fritas compradas, los niños fliparon y nosotros también, tienen un sabor muy suave y sobre todo, rico.

4 comentarios:

Isabel - Frabisa dijo...

Que rico, uauuuu, una gordura pero una delicia, también, a ver, esos son los que a mí me gustan y no sólo los que llevan ná más que lechuga ;)))

Me parece una idea buenísima.

No sé si tengo algún mail por contestarte, si fuese así, dímelo, tengo el correo desbordado y a veces me da miedo no contestar mails en el momento y después se me pasa.

un besazo y buena semana

Rosa, dijo...

La pinta es increíble y el sabor me lo imagino.
Muxuak

Inmaculada dijo...

Lupe como te dije este cae seguro. Calentito y rellenito, con una buena creveza, esta genial para el partido barça-Madrid y a disfrutar, ya te contaré. Besitos

JL Gupanla (Mis Deliciosas Comiditas) dijo...

esto es un placer para los sentidos....a la fuerza o es pecado o engorda y no creo que sea pecado....pero desde luego no importa que engorde...es que es un maravilloso placer...!!!!
bsss