martes, 8 de noviembre de 2011

CAPRICHO #267: Ensaladilla de pimientos asados con almendras fritas

Bueno, menuda racha que llevo más intensa. Ando todo el día corriendo de arriba a abajo y es que volver a estudiar a mis años está siendo todo un reto, más que nada porque cuando lo hacía hace ya ¡uf! el porrón de años, llegaba a casa y mi mami me ponía el plato por delante. Peeeeero ahora ya estoy bastante grandecita y la que tiene que poner el plato soy yo, amén de las tareas de la casa, la compra,... bueno, que voy a decir que las/los que trabajáis no sabréis. Mi familia, por supuesto, colabora en las tareas pero no por ello la obligación disminuye un ápice. Así que por ahora, no tengo tiempo de realizar sino cosas rápidas, sencillas y que sirvan de un día para otro, o que se hagan en un instante, como esta ensaladilla de pimientos con almendras fritas.


No, no es que quiera imitar a Falsarius Chef, que por cierto, es un artista, pero es que esta ensaladilla estaba muy rica. Sólo bastó abrir una lata de pimientos asados y añadirle por encima un buen puñado de almendras fritas, eso sí, por mí, caseras. Y si le añadimos la hermosísima tortilla de patatas de 8 huevos que hice ya tenemos un almuerzo la mar de apañao.

4 comentarios:

MªJosé dijo...

hola Lupe que original es esta ensala,además bien bien fácil, y si dices que la has acompañado con tortilla, una almuerzo de la muerte que cosa mas rica.
menos mal que te ayudan hay algunas que no tienen esa suerte jaajjjajajajaj
besosss preciosaaaaaaa

más que hermanas dijo...

Almendras y pimientos!! De tan sencillo que es a mi no se me hubiera ocurrido y ya me muero por probar la combinación! Raquel.

Gupanla (Mis Deliciosas Comiditas) dijo...

pues es verdad que este acompañamiento junto a esa tortilla de patata.....que ricooooo!!!!
bsssss

kesito dijo...

¡¡Pero Lupeeeeeeeeeee, esto me encanta por dios, con esto comería tó los días!!
Mucho ánimo que, yo se que tú, ¡¡puedes!!
Procura descansar tambien ¿vale?
Kilos de abrazotes, Ángeles.
P.D.
Me ha gustao mucho lo de la sal del vino tinto y, el salero es precioso.