martes, 29 de marzo de 2011

Una pequeña ayudita

Con los blogs pasa como con los hijos, el segundo siempre te sale más “espabilao” que el primero. Mientras el grande es un niño tranquilo, buenísimo, que no da un ruido, el chico tiene más genio, es más trasto y más “adelantao” que el mayor; hay quien dice que eso ocurre porque “tiene escuela”, pero no, yo no estoy de acuerdo, porque por norma, hace cosas que al grande todavía ni se le han ocurrido.


Algunos ya sabéis que tengo dos blogs: este rinconcillo caprichoso, y su hermano mayor, o como yo le llamo, “el rincón de pensar”. Este surgió de una necesidad imperiosa de escribir muchas cosas que necesitaba expresar, algo así como el testimonio escrito de mi habitual parloteo, porque si no hablo,… escribo. En su “parto”, conté con la valiosa ayuda de Iris, mami compañera de cuitas escolares, escritora novel y loca romántica, con un blog muy “enamorao”: Alas para volar, que me asesoró en la parte técnica. Ella se ríe cuando le digo que llegará muy lejos y que va a quitar a su marido de trabajar, pero lo cierto es que ya tiene una novela editada en papel, y varias más en formato digital.


Tiene una imaginación portentosa y siempre está maquinando nuevas historias y cositas para su blog. Yo me quedo asombrada y le pregunto que como se le ocurren esas historias; ella me contesta que es porque lee mucho, y es cierto. Yo, como soy culillo de mal asiento, y tengo mi tiempo ocupado en infinitas tareas, he perdido la costumbre de sentarme a leer, tranquila y relajada, algo que tenga más de cinco páginas. Ahora que recetas, dinámicas de grupo, gymkhnas para niños, photoshop y power points, los que queráis.


El caso es que Iris, en su blog, organizó un concurso de relatos cortos, basados en la inspiración de varias canciones y me instó a que participara. “Anda, que tu puedes”- me dijo. Pude, pero me costó lo mío, ¡una semana! Y es que el género romántico no es lo mío, pero aún así, surgió una narración medio aceptable que presenté, basada en una canción de Luís Miguel.


Ahora ha llegado el momento de las votaciones, por eso os pido una pequeña ayudita, por si queréis pasaros por su blog y votarme. El premio es un libro, a ver si así recupero el hábito de la lectura, y también para que mi rinconcillo pensativo no se sienta un principito. Os aseguro que por lo menos vais a pasar un rato divertido leyendo el relato, no os desternilléis mucho, por fis.


7 comentarios:

Iris dijo...

Aquí la eludida, jeje. Me pones colorada!!

Te dejo aquí el link directo a tu relato, para que tus lectores vayan más derechitos a él. Y ya sabes, "tú puedes".

Besos

http://iris-alasparavolar.blogspot.com/2011/03/ponle-letra-esta-cancion-bouganvilla.html

Iris dijo...

ups, la aludida, quise decir, jeje.

Gupanla (Mis Deliciosas Comiditas) dijo...

buenoooo, ya me lo he leido, ciertamente interesante,...., la novela romántica no es lo mío, pero tu relato puede formar parte de cualquier tipo de novela.
Sobra decir que tendrás mi voto, así que mañana miraré que hay que hacer para votar, hoy toca "reflexionar...", je, je...
Enhorabuena, y que tengas suerte!!!, a ver si ganas y lees con más asiduidad, eh???. BSSS!!!

mariad dijo...

Otra malagueña, fanática de la Romántica...
Conocí tu página por el blog de Iris y te tengo en mis Favoritos.
He leído tu relato y me ha sabido a poco, es lindo.
Seguramente estás muy ocupada pero, ¿por qué no te animas y sigues escribiendo Romántica?
Besos, mariad.

Curra dijo...

Allá voy a leerlo.
Un besote

Sofritos y Refritos dijo...

Ahora mismito me paso por su blog para votarte!
Besos,
Nasy

Sofritos y Refritos dijo...

Creo que soy la mas torpe del mundo mundial, pero no sé como te puedo votar!
Nasy