domingo, 29 de diciembre de 2013

CAPRICHO #417: Piña caramelizada con helado y sirope de chocolate


Quiero cerrar este año con un toque dulce, con un postre fácil y rápido de hacer; versión personalizadísima de la receta de Carpaccio de piña de Su, del blog Webos fritos.

Necesitamos:

  • piña natural
  • azúcar moreno
  • cacahuetes rebozados en miel tipo Eagles
  • helado del que más nos guste
  • sirope de chocolate
Empezamos pelando y troceando la piña en trocitos para bocado, los disponemos en copas (o donde mejor nos plazca).  Los espolvoreamos con azúcar moreno y quemamos con el soplete.  Colocamos una bola (o dos) de nuestro helado preferido, un buen chorrete de sirope de chocolate y decoramos con los cacahuetes troceaditos con el cuchillo.  Delicioso, fresco y muyyyyyyyyy rico.

¡Nos vemos el año que viene!

jueves, 12 de diciembre de 2013

CAPRICHO #416: Ensalada de escarola, piña y queso de cabra


Y seguimos con las ensaladas. ¿Quién ha dicho que en invierno no pegan? Para una cena ligerita son ideales, más después de un día de excesos y con un ingrediente como la piña, mucho mejor.

Necesitamos:

  • escarola
  • rodajas de piña
  • nueces
  • queso de cabra
Cantidades a vuestra elección.  Simplemente, aliñamos la escarola con aceite, vinagre de manzana y sal y disponemos en los platos.  

En una sartén con un poco de mantequilla salteamos las rodajas de piña para que se nos doren.  Sacamos y cortamos en trocitos.  

En la misma sartén, damos vuelta y vuelta al queso de cabra en rodajas, y colocamos en los platos.

Rematamos con un buen puñado de nueces y ¡felices cual perdices!

lunes, 9 de diciembre de 2013

CAPRICHO #415: Ensalada templada de gulas, aguacates y setas



Una de las cosas buenas de tener un blog de cocina es poder conocer gente que comparte contigo la pasión por la buena mesa, de las que aprendes un montón y que, con el tiempo, se convierten en buenos amigos aunque sea a través de la distancia.  Esto es lo que me pasó a mí con José Luís, o como se le conoce en estos lares, Gupanla, del blog Mis deliciosas comiditas y gerente de Mis deliciosas comiditas, Productos de Cantabria, gourmet on-line.

sábado, 7 de diciembre de 2013

TÉCNICA #01: Cómo confitar setas al vacío


Hace unos meses, mi amigo Antonio Conde, me enseñó a confitar setas al vacío en una estupendísima Jornada Gastronómica que hicimos los compañeros de trabajo en Laboratorio de Sabores.  Es una técnica realmente facilísima de hacer y que consigue realzar el sabor de las setas de una manera excepcional.  Se puede realizar con cualquier tipo de seta y es así:

Empezamos limpiando bien las setas, con una servilleta de papel humedecida con agua, frotando suavemente. Las secamos y colocamos en una cacerola.  Cubrimos por completo con aceite de girasol y tapamos con varias capas de film transparente y anudamos fuertemente con un cordón del mismo film alrededor.


Ponemos al fuego, al mínimo y dejamos que el aceite se vaya calentando suavemente.  Poco a poco vemos como el film va subiendo llegando a hacerse una pompa de considerable tamaño.


No os preocupéis, no explota.  Dejamos que las setas cuezan muy lentamente unos 15-20 minutos.  Pasado este tiempo apagamos y vemos con el film se retrae, casi parece que plastifica el contenido de la cacerola.  Dejamos que entibie antes de destapar para no quemarnos con el vapor.  Cuando ya están tibias, destapamos, sacamos la setas y dejamos que escurran el aceite.  Les añadimos un poquito de sal maldon o la que más nos guste y ¡a disfrutar! El aceite, una vez frío, lo podemos guardar para otras veces, ya que al usarse a tan baja temperatura, no llega a quemarse.


Y, para terminar, quiero dedicar este post a todos mis compis lindos que compartieron ese día conmigo. Os echo de menos.



miércoles, 4 de diciembre de 2013

CAPRICHO #414: Charlota de crema de queso de cabra y tomates secos



Este delicioso entrante lo vi en el blog "Encontrar la felicidad en los pequeños detalles" y sencillamente es espectacular, el entrante perfecto para los amantes de los sabores potentes, como yo.  Facilísimo de hacer y de los que vician, es empezar y no parar.